Leyendas urbanas musicales

Desde que los primeros biógrafos de Mozart afirmaron que su muerte se debió a un veneno suministrado por Antonio Salieri, el mundo de la música ha sido caldo de cultivo para todo tipo rumores, conjeturas, habladurías y, en suma, leyendas urbanas. Este Top 10 pretende repasar algunas de las más significativas de los últimos años.

10. Debbie Harry estuvo a punto de morir a manos de Ted Bundy: En 1989, la líder de Blondie le contó a un periódico estadounidense que creía haber dado un paseo en coche con el archiconocido serial killer Ted Bundy cuando ella tenía 15 años. Su historia, llena de detalles que concuerdan perfectamente con el modus operandi de Bundy, tiene algo que no encaja: la cronología. La cantante dice que un desconocido al que más tarde identificó como Bundy se ofreció a llevarla a casa en el Village neoyorquino de principios de los 70, pero: a) el bueno de Ted nunca estuvo en Nueva York; y b) el bueno de Ted no empezó a matar hasta 1974 (en Utah). No tenemos razones para no creer que la autora de “X-Offender” estuviera a punto de ser secuestrada por un maníaco sexual, pero parece muy poco probable que fuera por el maníaco sexual más famoso de todos los tiempos.

9. Alejandro Sanz fue ingresado de urgencia por eso-que-estás-pensando: Todos conocíamos a alguien que tenía un amigo cuyo padre trabajaba en la clínica a la que acudió el famoso cantante una madrugada, acompañado de (según las fuentes) Miguel Bosé, Antonio Canales o Pep Guardiola. Las versiones más imaginativas afirmaban que su incidente con la botella ocurrió en los lavabos de una discoteca, mientras que las más extendidas hablaban de una fiesta que acabó en tragedia. La leyenda es una variación del escándalo de “Fatty” Arbuckle, sólo que se sustituyó aspirante a actriz por artista consagrado para estimular así miles de chistes zafios sobre su éxito “Corazón partío”.

8. Marilyn Manson era el geek de “Aquellos maravillosos años”: En los tiempos pre-IMBd, no había manera de saber a ciencia cierta si la nueva sensación gótico-rockera tenía un algo vergonzoso pasado como actor televisivo. Si bien es cierto que el Milhouse de aquella olvidable serie podría pasar por una suerte de versión pre-adolescente de Brian Warner, no hay por dónde tomar la teoría de que ambos son la misma persona, aunque en su momento había gente que afirmaba tener pruebas concluyentes. Mucho más divertidas (y estimulantes) eran las otras leyendas que rodeaban al excéntrico Manson, como la de las costillas, la del ojo de su novia y la del concierto en Italia.

7. La esposa de David Bowie lo encontró en la cama con Mick Jagger: Lo cual no implica nada sexual, tal y como se apresuró a matizar Angela Bowie cuando el líder de los Rolling Stones amenazó con denunciarla por haber contado tal cosa en el programa de Howard Stern. Según la versión suave, ambos astros se quedaron dormidos en la misma cama después de una fiesta de esas que sólo se hacían en los años 70, pero no pasó nada más. Según la versión que Angela contó en el programa, ambos estaban completamente desnudos. En la película “Velvet Goldmine” pueden ver una recreación bastante acertada del incidente, y en la canción “Angie” tienen materia prima de sobra para especular.

6. La canción “In the Air Tonight” esconde un trasfondo horrible: Hay muchísimas versiones de esta leyenda, pero todas tienen que ver con un hombre que se está ahogando y un hombre que no hace nada al respecto. En teoría la leyenda afirma que Phil Collins vio a alguien ahogándose en un lago pero no estaba demasiado lejos para ayudarlo, mientras que otro tipo estaba al lado y decidió no hacer nada. Años después, Collins lo identificó, compuso esta canción pensando en él, lo invitó a uno de sus conciertos y se la cantó sin dejar de mirarle a los ojos. Algunos dicen que el cantante pidió que arrestaran al hombre después del concierto, algunos dicen que el tipo no pudo soportarlo y se suicidó poco después. Sea como fuere, Collins ha afirmado que “In the Air Tonight” es la única canción suya que no va sobre nada en concreto, aunque quizá por eso se convirtió en carne de leyenda urbana.

5. La Oreja de Van Gogh en el programa de Pedro Ruiz: Es el efecto Ricky Martin en “Sorpresa, sorpresa”, tan de moda en aquellos años: se toma un programa de televisión que nadie ve, se toma a un grupo insufrible pero aparentemente inofensivo, se mezcla con algo de contenido incendiario y se agita. La idea de que la banda más popular del País Vasco destinara parte de su dinero a financiar empresas estrechamente vinculadas con el terrorismo encajaba perfectamente en la mentalidad paranoica de la sociedad española, y lo cierto es que a The Cranberries les pasó algo muy parecido en su país de origen. Por cierto, lo de Ricky Martin ya se dio en varios países europeos antes de llegar a España, así que no sirvió para nada más que para dar ideas a muchas adolescentes perversas.

4. “Hotel California” hace apología del satanismo: En una época en la que todo el mundo parecía deseoso de encontrar referencias satánicas en la música rock, una letra tan críptica y sugerente como la de este éxito de los Eagles se prestaba especialmente para ello. Existen miles de interpretaciones apócrifas del significado de “Hotel California”, pero la más común es la que afirma que se trata de una alegoría de la Iglesia de Satán (se llegó a decir que la figura ensombrecida que aparece en una de las fotos de la carpeta es nada menos que Anton La Vey). Lo cierto es que la teoría satánica encaja a la perfección con la letra del tema, pero el tono general es más crítico que apologético. En realidad, los Eagles concibieron su canción más importante como una metáfora sobre la vida de lujo y decadencia que llevaban los ricos y famosos de la ciudad de Los Angeles. La verdad, como siempre, es mucho más aburrida que la leyenda.

3. Fiona Apple (o Elton John) necesitó una limpieza de estómago… con hilarantes consecuencias: ¿Por qué siempre nos ha gustado tanto escuchar rumores grotescos sobre estrellas de la música de apariencia inocente? La historia de que alguien famoso (hombre o mujer) tuvo que ser hospitalizado tras una fiesta y los médicos encontraron más de un galón de semen en su estómago se ha ido manteniendo desde los años setenta, con supuestos protagonistas tan ilustres como Rod Stewart, Li’l Kim. Bon Jovi, Britney Spears o los Bay City Rollers (en serio: los Bay City Rollers). Para que conste en acta, un galón son 3.785 litros. Sólo para que conste en acta.

2. Los últimos días de Elvis Presley: En “Guía del usuario para el nuevo milenio”, Ballard le escribe una carta de amor al Elvis terminal que está llena de jugosos detalles sobre cómo pasó el rey del rock sus últimos días. Más allá de la leyenda sobre su no-muerte, los meses anteriores a que Elvis abandonara definitivamente el edificio son una catarata de excesos, politoxicomanías y caídas en picada que se han ganado a pulso la categoría de leyendas: Elvis fingiendo que dirige el tráfico en una de las calles más concurridas de Las Vegas, Elvis cayendo inconsciente en plena actuación, Elvis delirando desnudo en mitad de la noche, Elvis tragándose conscientemente un número inimaginable de pastillas para evitar unos meses de lucha contra el cáncer, Elvis agonizando sobre la tapa del váter, el cuerpo de Elvis haciendo cosas realmente asquerosas durante el rigor mortis… La razón por las que todas las estrellas de rock deberían morir jóvenes.

1. Paul está muerto: O el hoax más importante de la historia de la música. Nadie sabe muy bien de dónde surgió la teoría de que Paul McCartney murió en un accidente de coche mientras los Beatles grababan el “Sgt. Pepper” y fue sustituido casi de inmediato por un doble prácticamente idéntico, pero lo cierto es que se convirtió en un auténtico fenómeno subterráneo, con cientos de conspiranoicos buscando pistas en las letras de las canciones y las portadas de los álbumes. El propio McCartney ha explicado en varias entrevistas que el grupo era perfectamente consciente de la historia y que contribuyó a alimentarla, por lo que las referencias en la portada de (por ejemplo) “Abbey Road” no son más que una elaborada broma por parte de cuatro músicos que estaban disfrutando de la frase “Paul Is Dead” tanto como los demás. Años más tarde, John Lennon cantaría Those freaks were right when they said you were dead y los Rutles harían que nos partiéramos con su “Dick Is Deaf”, aunque, a tenor de la carrera de McCartney tras la separación de los Beatles, mucha gente parece sentirse más cómoda con la idea de que se trata de un doble.

Síguenos

Complots y Misterios

Nuestro sitio fue concebido para poder ver más allá de las noticias que se publican día a día. Uniendo las piezas como si de un rompecabezas se tratara, van encajando para mostrar a la luz de la opinión pública los numerosos misterios que nos rodean…
Síguenos

Latest posts by Complots y Misterios (see all)

Publicado por en 19 septiembre, 2010. Archivado en Leyendas actuales,Leyendas urbanas. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. You can leave a response or trackback to this entry

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *